La viceministra de Vivienda y Urbanismo mencionó que están analizando opciones, como tener artículos especiales para redistribuir los recursos en favor de los subsidios habitacionales.

 

Después del golpe sufrido en el 2020, la entrega de subsidios habitacionales del Fondo Mivivienda (FMV) se dinamizó este año a tal punto que, en julio pasado, el presidente de la entidad, Pedro Sevilla, advirtió que para la segunda mitad del 2021 ya no tendrían recursos para continuar otorgando bonos; de hecho, aún están a la espera de una transferencia.

A pesar de esta situación, de cara al 2022 -y con la posibilidad de que se repita un escenario similar el próximo año- el proyecto de ley de presupuesto contempla menos recursos para los bonos de vivienda, respecto a lo que se aprobó para el 2021 (ver tabla).

En el caso del Bono Familiar Habitacional (BFH) de Techo Propio, se propone S/539.3 millones, un monto menor al aprobado este año; y para el Bono del Buen Pagador (BBP) de MiVivienda, el proyecto prevé S/ 75 millones, similar al 2021.

Al respecto, el presidente de la Cámara Peruana de la Construcción (Capeco), Jorge Zapata, advirtió a Gestión que hay un riesgo -para la segunda mitad del 2022- porque esperan que la colocación de bonos se mantenga dinámica (y por lo menos
igualaría al resultado de este año), por lo que los recursos propuestos por el Gobierno no serían suficientes (ver opinión).

“Los sectores o estratos socioeconómicos donde hay más necesidad de vivienda, están muy dinámicos, y lo más probable es que el año que viene se repita. (Habrá un problema), vamos a quedarnos a mitad de año con falta de recursos y se tendría
que recurrir a un complemento para completar el presupuesto”, mencionó.

Incluso si este tema se solucionara a mitad del próximo año, en opinión de Zapata esta no resulta una buena política porque “cuando los desarrolladores inmobiliarios ven que no hay suficientes subsidios para el 2022, ya tienen dudas de invertir en
nuevos proyectos, lo que limita la oferta de vivienda”, puntualizó.

Propuesta del ministerio

La viceministra de Vivienda y Urbanismo, Elizabeth Añaños, reconoció que el presupuesto para el 2022 es limitado, sin embargo, dijo en entrevista con Gestión, que buscarán mecanismos que les permita cubrir los bonos habitacionales.

“Sabemos que los recursos del próximo año son insuficientes. Pero vamos a insistir y vamos a llevar la importancia del aumento de los bonos sobre la mesa para poder seguir haciendo las gestiones. Estamos analizando otras opciones, como tener artículos especiales para redistribuir los recursos, esto va a tener que ser revisado por el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF), pero hay un compromiso de no parar”, comentó.

Añaños agregó que están revisando los saldos y algunas partidas restringidas que podrían redireccionar para el 2022. “Lo que es importante es dar tranquilidad al sector inmobiliario y financiero, porque estamos comprometidos en tener
continuidad en la colocación de bonos y reforzar luego para implementar la política nacional de vivienda”, subrayó.

Además, explicó que desde marzo del próximo año -de ser necesario- se podría tener una mejor perspectiva del dinamismo de las colocaciones y así podrían pedir los recursos adicionales que se requieran.

Lo que resta del año

Si bien el foco está puesto en el 2022, lo cierto es que para lo que resta de este año también faltan recursos para continuar con la entrega de los bonos habitacionales (el presupuesto se agotó el mes pasado)). Esto ocasionó -en parte- que se coloquen en agosto 699 créditos Mivivienda que, si bien es ligeramente mayor a lo registrado en similar mes del 2020 (695), estuvo por debajo del mes previo (en julio llegó a 1,155 créditos).

En este contexto, el ministro de Vivienda, Construcción y Saneamiento, Geiner Alvarado López, mencionó ante la Comisión de Vivienda del Congreso, que su cartera ya solicitó al MEF S/ 76.1 millones adicionales para cubrir el BBP en lo que
resta del año, así como S/ 300 millones para el BFH en el mismo periodo (ver gráfico). Según supo Gestión dicha transferencia se concretaría este mes porque yarecibió luz verde.

En otro momento, el titular del MVCS detalló que hay 8,765 viviendas rurales por culminar en lo que queda del 2021 (con una inversión de S/ 240.9 millones), así como 8,485 viviendas urbanas promovidas (Nuevo Crédito Mivivienda, Techo Propio – Adquisición de Vivienda Nueva, Construcción en Sitio Propio, bonos Arranca, de Reforzamiento y de Reconstrucción) por S/ 1,979.7 millones.

Presupuesto para obras

El sector de Vivienda, Construcción y Saneamiento (Gobierno nacional) es el quinto con los mayores recursos asignados para obras en el 2021: a la fecha, cuenta con un presupuesto institucional modificado (PIM) de S/ 1,242.3 millones, de los cuales ya ejecutó S/ 506.7 millones (al 6 de setiembre), es decir, tiene un avance de 40.8%.

Para el 2022, como parte del presupuesto institucional de apertura (PIA), el proyecto de Ley de Presupuesto del Sector Público contempla S/ 1,967.2 millones de gasto de capital, de los cuales S/ 1,239.7 millones corresponden a adquisición de
activos no financieros.

 

 

 

 

Jorge Zapata: Recursos para BBP deberían duplicarse a S/ 150 millones

Presidente de la Cámara Peruana de la Construcción (Capeco) Se requiere por lo menos -para el Bono del Buen Pagador- el doble de recursos (de lo aprobado) para continuar con una estadística de venta de vivienda favorable. En esa política de promover la vivienda se debería más que duplicar el presupuesto, llegar a S/ 150 millones.

Hay que entender que la política de vivienda debe ser muy agresiva, tiene que haber un convencimiento de que hay que apoyarla. Entregarle vivienda formal a una familia, es darle calidad de vida, es sacarlo de la precariedad.

El 93% del suelo ocupado en el país ha sido por invasiones, entonces, esto debe cambiar a un modelo de vivienda formal con todos los servicios básicos. Desde ese punto de vista es que se debería evaluar el sector. A las familias no se les puede dar
solo un título de propiedad para que después de 10 a 15 años lleguen recién los servicios básicos.

 

 

MVCS impulsará una nueva ley de arrendamiento

Si bien el Perú cuenta con un Bono de Arrendamiento de Vivienda (BAV), este no tuvo el impacto esperado. Así, el ministro de Vivienda, Geiner Alvarado, mencionó que, como parte de las propuestas normativas de vivienda y urbanismo, presentarán un proyecto para una nueva Ley de Arrendamiento, en busca de  promover la vivienda de alquiler con el fin de reducir el déficit habitacional.

“Vamos a presentar la ley para que siga la ruta de revisión de los ministerios. Y de la misma manera, vamos a tener que trabajar con la Comisión de Vivienda del Congreso para impulsarla. Es una ley que reemplazaría (la actual). Es una ley que
se adecuaría a la Política Nacional de Vivienda”, agregó Elizabeth Añaños, viceministra de Vivienda y Urbanismo.

A fines del Gobierno pasado se elaboró el texto y ahora se continuaría con su presentación. ¿Qué cambios traería? En su momento, se conoció que el subsidio iría directamente al pago del alquiler (ya no sería obligatorio dividir el monto en
alquiler y ahorro), no habría límite de edad para los beneficiarios, entre otros.

Fuente: Gestión

Previous Gobierno elabora nueva Ley de Arrendamiento para reducir déficit habitacional

Av. Primavera No. 643 Of. 502
Urb. Chacarilla Del Estanque San Borja.

Instituto Peruano de Derecho Urbanístico © 2021. Elaborado por Carpathia.pe